Fotos

No quiero que me tomen fotos. Punto.

Lo digo claro y alto, todo el tiempo. En capacitaciones, reuniones privadas o públicas, en celebraciones y en asuntos de trabajo. Y aun así en los últimos seis meses me han tomado infinidad de fotos y todas han terminado en la red.

Hay personas que me ven como loca cuando lo digo. Hay personas que creen que es un problema de autoestima. Hay personas que creen que soy paranoica. Pero la mayoría, simplemente elige ignorarlo y simplemente toman las dichosas fotos.

Piensan que es falsa modestia, que en realidad me encanta que me tomen fotos. Incluso hay quienes lo ven como reto, el tomarme una “buena” foto. Y por supuesto está la gente más cercana a mí, quienes simplemente consideran que no están incluidos en mi negativa.

También está la gente que organiza las actividades en las que participo, quienes tienen que presentar las fotos como medios de verificación para sus proyectos y se sienten dueños titulares de nuestras imágenes.

Que curioso este tema de la imagen. En teoría yo decido, en la practica no es así.

Ante mi negativa, mucha gente me pregunta el por qué. ¿Necesito tener un argumento mega desarrollado para que no me tomes una foto? A veces lo explico, la mayor parte del tiempo no. Y entonces me dicen que pensaron que estaba bromeando, porque “no supe” explicarles mis razones. Y se vuelve una discusión de nunca acabar.

Pero bueno, ¿por qué no quiero que me tomen fotos? Porque no. Punto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s